viernes, 14 de diciembre de 2012

LA COMISIÓN NACIONAL DEL SECTOR POSTAL TIENE QUE DEVOLVER LAS TASAS COBRADAS A LOS OPERADORES POSTALES EN 2011 Y 2012

Aunque el meollo de la cuestión está al final, tienen que soportarme, si lo desean, este previo introito.

Los más "jartibles" en el mundo jurídico hablan ya -ya hace tiempo- de quiebra del Estado de Derecho.



Aquello que nos enseñaron en alguna Facultad universitaria y que decía que un Estado de Derecho es aquel en el que, frente a los absolutismos de turno, prevalecen las normas jurídicas, las leyes en torno a una Constitución y el resto de disposiciones de desarrollo; que las normas están para cumplirlas porque tienen carácter imperativo, que hay una jerarquía de las normas, que los poderes públicos, igual que el "hombre blanco", también tienen que ajustar su actividad política y administrativa a las normas.



Pues bien, esto que era el Estado de Derecho, me incluyo modestamente entre los "jartibles", y afirmo junto a ellos: esto está en quiebra.

Con lo bien que sonaba aquello de "el imperio de la ley"

Si Vdes. piensan que ahora me voy a poner aquí a dejar ejemplos de como los gobiernos "pasan" de la ley -podíamos citar cientos de miles o más- se equivocan.

Sólo uno, calentito que tiene que ver con el sector postal en España.

Dice al artículo 22.3 de la Ley Postal lo siguiente:


"3. La prestación del servicio postal universal se realizará de conformidad con las previsiones legalmente establecidas y las que se contengan en el Plan de Prestación del Servicio Postal Universal aprobado por el Gobierno y en el contrato regulador, previo informe de la Comisión Nacional del Sector Postal y del Consejo Superior Postal. Dicho contrato tendrá naturaleza de contrato administrativo especial.

En todo caso, el Plan deberá incluir, entre otros extremos, las condiciones de prestación del servicio postal universal, particularmente en las zonas en las que exista una muy baja densidad de población, el procedimiento para la evaluación del coste del citado servicio y su forma de financiación y los criterios que habrán de tenerse en cuenta para determinar la contribución a ella del Estado, de acuerdo con lo que se determina en el artículo 29."


O sea que la LEY mandaba al Gobierno a elaborar y aprobar el Plan de Prestación del Servicio Postal Universal, así como un contrato regulador (ya saben, quinquenal)...pues han pasado dos años desde aquel mandato legal y ni una cosa ni otra.  El Gobieno, de momento, "ha pasado" de la ley.

Vale, pero fíjense lo que dice la Disposición Transitoria Única de la propia ley postal.

"Disposición transitoria única. Condiciones de prestación.

Las condiciones de prestación del servicio postal universal y su régimen de financiación se regirán por la normativa anterior a la entrada en vigor de la presente ley hasta que el Gobierno apruebe el Plan de Prestación del Servicio Postal Universal y su contrato regulador.
 La Comisión Nacional del Sector Postal establecerá un calendario para efectuar las renovaciones de las empresas que figuren inscritas en el Registro General de Empresas Prestadoras de Servicios Postales a la entrada en vigor de la presente ley y comunicará a cada empresa el procedimiento y los requisitos necesarios para la actualización de la inscripción, así como el plazo para efectuarla.
 En todo caso, la totalidad de las renovaciones de inscripción en el Registro mencionado deberá estar efectuada antes del 1 de enero de 2012.
Pues no ha sido así, el Gobierno, a través de su brazo armado, -en el sentido administrativo del término-, la Comisión Nacional del Sector Postal, "ha pasado" también de esta disposición transitoria, y sin Plan de Prestación, ni cosa que se le parezca, comenzaron a aplicar, y han venido aplicando en 2011 y en 2012, el régimen de financión previsto en la actual normativa desoyendo el mandato legal fijado en la disposición transitoria de marras.   
Hablamos de la CONTRIBUCIÓN POSTAL (0,5% anual de la cifra neta de negiocios) y de las TASA POR LA CONCESIÓN DE LAS AUTORIZACIONES ADMINISTRATIVAS (1.500 euros) exigidas a los operadores postales para prestar servicios en este sector tan requeteliberalizado.

Y ahora qué.

Ahora alguien ha levantado la voz y la Comisión Nacional del Sector Postal, con el rabo de las normas jurídicas entre las piernas, pero sin rubor al parecer, tiene que dar marcha atrás y proceder a la devolución de las cantidades cobradas en 2011 y 2012 por estos conceptos a las empresas que en su momento pagaron -de forma agnóstica seguro- lo exigido de manera digamos que ALEGAL (mejor por su nombre, ilegal).
Así es que hasta que el Gobierno no apruebe el Plan de Prestación del Servicio Postal -o sea nunca, o cualquier día- se acabó la contribución postal de los operadores postales en España y la tasa por la concesión de las autorizaciones administrativas necesarias para esta actividad.

Así lo cuenta la propia Comisión Nacional del Sector Postal

COMISIÓN NACIONAL DEL SECTOR POSTAL
GERENCIA
La Comisión Nacional del Sector Postal, ha solicitado a la Abogacía del Estado un informe sobre la exigibilidad de las prestaciones patrimoniales de carácter público establecidas en los artículos 31 y 32 de la Ley 43/2010, es decir la contribución postal y tasa por la concesión de autorizaciones administrativas singulares
En respuesta a dicha petición, la Abogacía del Estado considera que, de conformidad con lo establecido transitoria única de la Ley 43/2010, en la actualidad no puede exigirse la tasa por la concesión de autorizaciones administrativas ni la contribución postal, situación que se prolongará hasta que se apruebe el plan de prestación del Servicio Postal Universal previsto en artículo 22.3 de la ley mencionada.
En consecuencia, la Comisión Nacional del Sector Postal ya no exige la tasa por la concesión de autorizaciones administrativas singulares para el otorgamiento de dichas autorizaciones.
De igual manera se informa a las empresas que hubieran abonado la citada tasa de 1.500,00 € durante 2011 y 2012 que pueden solicitar a la Comisión la devolución de dicho ingreso, de conformidad con la normativa vigente.
Para ello deberán solicitar dicha devolución en escrito firmado por persona representante de la empresa, la misma que está registrada como tal en el Registro de Empresas Prestadoras de Servicios Postales, con la indicación de la cuenta corriente donde quieren que les sea ingresada la tasa, y adjuntando copia del resguardo del ingreso en el banco y/o la fecha del ingreso, a:
COMISIÓN NACIONAL DEL SECTOR POSTAL
C/ ZURBANO 7
28010 MADRID

No hay comentarios:

Publicar un comentario